jueves, 2 de agosto de 2018

Ayer en A Pontenova el mercurio no pasó de 23 grados

.
Fuente: La Voz de Galicia


Cierto que agosto empezó con un día más fresco y con muchas más nubes que las deseables en pleno verano, tantas que incluso lloviznó. Después de un mes de julio con menos horas de sol en años, ayer los mariñanos volvieron a echar de menos la luz del astro rey. Más, si cabe, que otras veces, el tiempo volvió a protagonizar ayer miles de comentarios a lo largo y ancho de A Mariña. Sobre todo porque, pese a las nubes, la comarca se libraba de la primera ola de calor del verano, esa que empezaba a achicharrar a la mayoría de españoles y se sentía en gran parte de Galicia. Máximas de 22 grados libraron de temperaturas agobiantes a un norte lucense que se confirma como la reserva del clima suave. Turistas llegados de otras latitudes de España donde ayer los termómetros pasaron de 30 grados y rozaron los 40 destacaban la «agradable sensación» que sentían en A Mariña. En las estaciones de Meteogalicia de Viveiro, Ribadeo, Burela, Foz, Mondoñedo, A Pontenova y Lourenzá el mercurio no llegó a 23 grados, pero tampoco bajó de 15, excepto en el viveirense Penedo do Galo, a 545 metros sobre el nivel del mar. También muchos mariñanos se mostraban agradecidos por librarse de «calores asfixiantes que aquí nos costaría moito soportar, porque con ista humidade chegar a 30 grados xa é demais». Hoy, cuando están activadas alertas por la ola de calor en numerosos puntos de la geografía gallega y española, A Mariña continuará haciendo gala de un clima cada vez más valorado por visitantes que huyen de temperaturas extremas. Los pronósticos de Meteogalicia apuntan que el sol se dejará ver algo más que ayer y cotas más altas en los termómetros. Ateniéndose a esas previsiones, el tope de las máximas se alcanzará en Viveiro, con 27 grados, mientras en Ribadeo, Foz, Burela y Mondoñedo oscilará entre 24 y 26. Y las mínimas también volverán a ser suaves, entre 18 y 21 grados. La información anexa detalla registros de ayer y previsiones para hoy y mañana.