jueves, 25 de enero de 2018

Señales que conducen a la muerte

.
Fuente: La Voz de Galicia


Mucho ojo a quien conduzca por la N-640. En un tramo de poco más de diez kilómetros comprendido entre el polígono industrial de As Gándaras y la gasolinera de Ludrio (ya en el municipio de Castro de Rei) hay veinte graves deficiencias de señalización. Señales verticales permiten adelantar en tramos peligrosos pintados con raya continúa. También existen varios trayectos en los que ocurre al contrario: en líneas discontinuas, señalización de prohibición. Son las señales que conducen a la muerte.Esta peligrosa situación está generando un gran malestar entre los usuarios de la vía, en su mayoría de la comarca de Terra Chá y los municipios de Riotorto y A Pontenova. La carretera comunica con Asturias y fue, desde siempre, una de las grandes olvidadas.
La situación se produce desde hace dos meses, aproximadamente que fue cuando fue implantada la señalización horizontal. Las quejas llegaron a Fomento, pero no fueron tenidas en cuenta. En algunos tramos aparecen en el pavimento los puntos correctos donde deberían colocarse la señales verticales, pero por ahora estas no llegaron.
«Preocúpanse por ter a punto cada días os radares para recadar, e o tramo é un verdadeiro escándalo. Pero non pasan os de Tráfico ou os da DGT por aquí para que den conta desto? Onde está a seguridade que tanto priorizan?», planteó un empresario que pidió una solución urgente antes de que la situación pueda ser motivo de accidentes.