martes, 12 de diciembre de 2017

Casi 6.000 personas de tres países pasaron por la Feira de Artesanía de A Pontenova

.
Fuente: La Voz de Galicia


Alrededor de 6.000 personas procedentes de España, Francia y Portugal visitaron la undécima Feira de Artesanía e Antigüidades de A Pontenova, que se despidió ayer por la tarde. Sesenta expositores llegados de diferentes puntos de los tres países mostraron y pusieron a la venta sus piezas en una carpa instalada en la Praza dos Fornos. «O balance é moi positivo pese ao mal tempo. A xente está contenta, houbo vendas e fixéronse bastantes contactos», apuntaron desde el Concello (entidad organizadora). «É un evento que repercute moito na economía do pobo», señalan.

Satisfecho se mostró también el alcalde de Ribadeo, Fernando Suárez, por el Mercado de Nadal que acogió la población durante el puente de la Constitución y el fin de semana, y que ayer echó el candado a mediodía, varias horas antes de lo previsto, debido al temporal Ana. «Foi unha decisión que se tomou por precaución», señaló el regidor, que resaltó que la cita reunió a cantidad de gente. «Foi un argumento bo para ter algo que facer e combater a chuvia», dijo.