lunes, 16 de octubre de 2017

El Pontenova salva el orgullo mariñano en Primera Autonómica

.
Fuente: La Voz de Galicia


Una victoria, un empate y tres derrotas. No fue una buena jornada para la delegación mariñana en el grupo lucense de Primera Autonómica. El Sporting Pontenova se dio un festín (5-1) a costa del Bóveda a pesar de las bajas -hasta seis lamentaba su técnico, Dani Moirón-, y el Foz cazó un puto en el siempre difícil campo del Santaballés (0-0). El Xove Lago, el San Ciprián y el Valadouro, por su parte, cayeron derrotados.
El conjunto xovense cedió el liderato del grupo -ahora en poder del Chantada-tras la derrota por 0-1 ante el Pastoricense en un partido flojo de los locales y en el que árbitro, Jorge Michelena, decretó dos parones para mitigar el intenso calor. El San Ciprián, mientras, volvió de vacío del campo del Lemos por culpa de un gol en la última acción del encuentro (4-3), y el Valadouro perdió por la mínima en el feudo del Riotorto (1-0).