miércoles, 1 de marzo de 2017

La Policía sigue con la macrorredada de Viveiro, con al menos 11 detenidos

Mientras sigue abierta la operación de la Policía Nacional de las Comisarías de Viveiro y Lugo, que de momento se ha saldado con la detención de once personas (y sobre la que sigue decretada el secreto oficial, para no interferir en las investigaciones), la Guardia Civil informó ayer de otra detención, no vinculada con la macrorredada de Viveiro, pero que también ha servido para desarticular un supuesto punto de venta de droga por la zona de Ribadeo, A Pontenova y Meira. Se trata de la detención el domingo por la tarde en Riotorto de un vecino de Boiro (A Coruña), de 41 años de edad, a quien
se atribuye un supuesto delito de tráfico de drogas.
La detención la practicaron agentes de la Guardia Civil del puesto de A Pontenova, culminando así una operación en la que venían trabajando desde hace meses. El vecino de Boiro fue sorprendido por los agentes en el interior de un local de ocio de Riotorto, durante una inspección en la que fueron intervenidas diversas sustancias estupefacientes a tres personas, a las que en consecuencia se les realizaron actas como autores de infracciones administrativas.
Los guardias civiles se incautaron de una bellota de hachís de 10,5 gramos, de siete envoltorios de plástico que contenían unos seis gramos de cocaína que estarían dispuestos de esta forma para su rápida distribución y de una báscula de precisión de pequeñas dimensiones, la cual se investiga si se estaba utilizando para el menudeo de drogas en el interior del local de ocio de Riotorto donde se practicó el registro. En su interior se encontraron también 2,5 gramos de, en apariencia, marihuana.
El vecino de Boiro detenido fue puesto a disposición judicial, informó ayer la Comandancia de Lugo. La Guardia Civil da por hecho que con esta detención se ha desarticulado un supuesto punto de distribución de droga en la comarca y ahora se investiga si las sustancias estupefacientes se distribuían desde el local de ocio de Riotorto referido a Ribadeo, A Pontenova y Meira. La operación sigue abierta y no se descarta que en los próximos días se practiquen más detenciones, conforme avance la investigación.
La que también sigue abierta es la macrorredada que en este caso la policía nacional de las Comisarías de Viveiro y Lugo inició la semana pasada, de momento con once detenidos el jueves y el viernes, dos de los cuales habrían ingresado en prisión. El mutismo sobre esta operación es absoluto desde instancias oficiales y no se ha desvelado el nombre de los implicados. Parece ser que no todos son de Viveiro, y se especula que podría haber al menos dos de la zona de Ribadeo.
La operación, en todo caso, sigue adelante y es muy posible que se salde con nuevas detenciones esta semana. Ayer, en principio, parece ser que no se practicó ninguna. De momento, esta red de distribución de droga no se da por desarticulada, a la espera de nuevas detenciones.

No hay comentarios: