viernes, 1 de abril de 2016

El Superti jugaría una promoción para subir si conquista el título

Fuente: La Voz de Galicia
Este año no hay vuelo directo a Segunda B para el campeón gallego de Tercera División. Al no haber más que doce equipos en el grupo, el líder deberá disputará una eliminatoria de ascenso contra el campeón de otro grupo con menos de 14 participantes que decidirá el Comité Nacional de Fútbol Sala. Así lo explicó José Manuel Piñeiro, el mandamás del equipo que en estos momentos alberga más esperanzas de conquistar el título, el Superti-A Pontenova.
El cuadro mariñano, gobernando por Julio Delgado, destronó del liderato al Pazos de Borbén en el partido que ambos tenían pendiente y ahora depende de sí mismo para acabar el campeonato en los cúspide de la clasificación.  Le quedan solo dos asaltos, pero «moi, moi duros», precisa Piñeiro. Este domingo visitará la cancha del Ribeira, que es cuarto, y en la jornada definitiva recibirá al A Estrada, tercero. «É unha vantaxe non ter que esperar erros alleos, pero se de algo estou seguro é de que non será nada doado gañar a estos dous equipos», razonó el presidente pontenovés, también prudente a la hora de analizar la viabilidad del regreso a una categoría en la que ya compitieron entre el 2010 y el 2012. «Primeiro hai que ser campións, despois gañar a eliminatoria... Cando chegue o momento valoraremos si nos compensa ou non ascender», subrayó.
También insistió el presidente del conjunto mariñano en que el desenlace liguero no afectará a su evaluación de la temporada. «Pase o que pase, este equipo merece un sobresaliente», dijo. Y añadió: «Temos sete xogadores formados na nosa canteira, o obxectivo xa estaba cumprido cando empezou a tempada».
El Pazos de Borbén, el único rival del Superti en la pugna por el título, visitará este fin de semana la pista del Vigo Olivo y cerrará la liga recibiendo al Ribeira.