sábado, 25 de febrero de 2012

«El cliente repostaba una media de 35 euros y ahora bajó a 20»

El precio de los carburantes se situó ayer en máximos históricos (gasolina 95, 1,45 euros; gasoil A habitual, 1,38; gasolina 98, 1,565). Manuel Ron (A Pontenova, 1980), gerente de la Estación de Servicio de Foz, reconoce que los primeros síntomas de la reducción de ventas las notaron en verano, y ya avanza que los carburantes seguirán subiendo hasta Semana Santa: «Hay mucha gente que antes venía a llenar el depósito y ahora reposta 10 o 20 euros. Se controla más este gasto».
-¿En qué otros aspectos notan el control del gasto?
-Hay empresas que redujeron el número de vehículos que tenían, en vez de cinco ahora tienen dos o tres. Más que la subida de precios, notamos lo que dicen por ahí que es la crisis.
-Pero quien necesita el coche para ir a trabajar está obligado a pasar por la gasolinera...
-Antes el cliente repostaba una media de 35 euros, y ahora está en los 20. Además, la gente cuando sabe que va a subir el combustible se pasa el día antes porque ahorra un céntimo o algo más. Y eso en un coche no es una salvajada, pero en un camión que lleva mil litros, se nota mucho.
-Aparte de este cambio de hábito, ¿han caído mucho las ventas?

Seis municipios mantienen farmacias de guardia de noche


Aplicando la nueva legislación y atendiendo a las propuestas de los profesionales, el Colegio Oficial de Farmacéuticos de Lugo ha reordenado las guardias nocturnas de las farmacias. Con la correspondiente receta urgente, en la comarca dispensarán medicinas despachos de seis de los quince municipios. Además de los cuatro donde hay puntos de atención continuada para urgencias sanitarias (Viveiro, Burela, Ribadeo y Mondoñedo), el servicio se mantendrá tal cual está en Foz y en A Pontenova.
Fuentes del Colegio Oficial de Farmacéuticos de Lugo confirmaron ayer el nuevo calendario. No afecta a las guardias diurnas de los 36 despachos de medicamentos abiertos en los quince municipios mariñanos. Por tanto, todos abrirán, como mínimo, de nueve de la mañana a dos de la tarde y de cuatro de la tarde a ocho de la noche.