sábado, 23 de julio de 2011

I Trofeo Concello A Pontenova

«La filosofía de ´Polavila´ es la creación, no vivir de las subvenciones»

ABEL PÉREZ Músico del grupo «Os Folkgazáis» y presidente de la asociación cultural «Polavila», de Vegadeo

Vegadeo,

Héctor ACEBO

Abel Pérez (Vegadeo, 1976), licenciado en Historia y Ciencias de la Música, compagina su labor como director de la Escuela de Música de A Pontenova (Lugo) con el liderato del grupo musical «Os Folkgazáis» y con la presidencia de la asociación cultural «Polavila». Este colectivo veigueño se creó en el año 2008 «con el fin de poner en contacto a creadores y a consumidores culturales de la comarca Oscos-Eo», en palabras de Pérez, un objetivo que cree cumplido.

-¿Satisfecho con el resultado de estos tres años al frente de «Polavila»?

-Sí. En estos años hemos entablado amistad e intercambiado información y ayuda cultural con un buen número de artistas de la zona. Ese sí es un buen resultado. En «Polavila» no medimos nuestro éxito por el número de actos programados ni por la masiva asistencia a los mismos.

-Dice que no buscan competir con nadie.

-Así es. Hacemos lo que hacemos porque nos gusta. Sin más objetivos. Simplemente, queremos dar salida a nuestras inquietudes artísticas y a las de la gente que participa y asiste. El que venga, bienvenido es, pero no nos hace un favor: se lo hace a sí mismo entrando en contacto con esas creaciones culturales. En este mundo del «todo gratis», y me refiero al plano cultural, la gente debe ser consciente del esfuerzo que conlleva programar actos.

-A la hora de acometer un proyecto, ¿es siempre exitosa la colaboración entre los diferentes actores sociales, administración local, vecinos y asociaciones comarcales?

-Tal y como figura en nuestro manifiesto, no pedimos subvenciones, con lo cual la relación con la administración pasa a ser muy puntual, vinculada tan solo al uso de instalaciones municipales. Nuestra filosofía es la creación y, si es posible, la venta de productos culturales, no la programación a expensas de subvenciones. Sí reivindicamos el apoyo de las administraciones y de las personas privadas a nuestros creadores, quienes participan gratuitamente o en forma de trueque cultural en las actividades de la asociación «Polavila».

-¿Seguirán apostando por la fusión de la tradición y la modernidad?

-Sí, seguiremos apostando por los jóvenes y no tan jóvenes con inquietudes culturales. Además, seguiremos luchando porque en nuestros pueblos repercutan los valores culturales de personas de la zona que están por el mundo.

Antonio Rivas Pol ( A Pontenova)

«A terra sostén ao home, é o que nos permite vivir

Antonio Rivas Pol nació en Xudán, en un lugar que es como una estampa de Cunqueiro, y en el que durante siglos pareció haberse detenido el tiempo. Estudió en Mondoñedo antes de formarse como maestro, y su profesión -la docencia- acabó trayéndolo a Ferrol, donde reside buena parte del año. En Canido, concretamente. Un barrio al que le quiere con todas sus fuerzas. Pero su lugar preferido es Seselle, donde pasa todo el verano. Y ahora, de hecho, bastante más que el verano, tras haberse jubilado de maestro. Allí pinta, también, sus acuarelas. Pero le gusta, además, labrar la tierra. Y a eso dedica, de hecho, la mayor parte de las horas de sol.
«A terra sostén ao home, é o que nos permite vivir», dice Antonio Rivas Pol. Trabajar el campo, y escuchar cada mañaña el canto de los gallos, le permite viajar cada día, con la memoria, al Xudán de su infancia, en el que la villa más cercana era A Pontenova y en el que la capital del obispado, la levítica ciudad mindoniense, representaba los libros, además del milagro tallado en la piedra.
Cree con fuerza, Antonio Rivas Pol, en el valor de lo colectivo, de lo que hacen muchas manos al mismo tiempo. «Teslle que axudar, no que poidas, ao teu país», comenta. Y la mejor manera de conseguirlo, comenta, es que cada uno haga lo que sabe hacer... lo mejor que pueda.
Como pintor, afirma que en la acuarela hay algo que abre las puertas de la vida: «Posiblemente -dice Antonio- polo que a agua representa nela». Y también por la inmediatez, claro; una inmediatez que requiere no perder de vista el tiempo.
Antonio Rivas Pol
Acuarelista
63 años
Seselle
Fuente: ramón loureiro ferrol / la voz